enero 2014
11-S 3-D Accion ACI Prensa Actualidad y Análisis Actuall Adolescencia Africa Agencia Zenit Agenzia Fides Agustinos Recoletos AICA Aleteia Amistad Animacion Animales Aniversarios Antigua Grecia Antigua Roma Antiguo Egipto Antiguo Testamento Año 1932 Año 1933 Año 1934 Año 1935 Año 1937 Año 1938 Año 1940 Año 1941 Año 1943 Año 1945 Año 1946 Año 1947 Año 1948 Año 1949 Año 1950 Año 1951 Año 1952 Año 1953 Año 1954 Año 1955 Año 1957 Año 1958 Año 1959 Año 1960 Año 1961 Año 1962 Año 1964 Año 1965 Año 1966 Año 1967 Año 1968 Año 1971 Año 1972 Año 1974 Año 1977 Año 1979 Año 1981 Año 1982 Año 1984 Año 1985 Año 1987 Año 1988 Año 1989 Año 1990 Año 1991 Año 1992 Año 1993 Año 1994 Año 1995 Año 1996 Año 1997 Año 1998 Año 1999 Año 2000 Año 2001 Año 2002 Año 2003 Año 2004 Año 2005 Año 2006 Año 2007 Año 2008 Año 2009 Año 2010 Año 2011 Año 2012 Año 2013 Año 2014 Año1993 Años 1910-1919 Años 20 Años 30 Años 40 Años 50 Años 60 Años 70 Años 80 Apologetica para el mundo Arquidiocesis de Durango Arquidiocesis de Guadalajara Arquidiocesis de Monterrey Arquidiocesis de Tijuana Arquidiocesis de Yucatan Arquimedios Arquimedios Guadalajara Artes Marciales Articulos Aventura espacial Aventuras Aventuras marinas Aviones Baloncesto Basado en hecho reales Basado en hechos reales Belico Biblia Biografico Blogueros con el Papa Bolsa y Negocios Boxeo Brujeria Canonizaciones Catastrofes Catequesis Ciencia ficcion Ciencia ficción Cine épico Cine familiar Cine Mexicano Cine religioso Circo Clarisas Coches/Automoviles Colaboradores Colegios y Universidad Colonialismo Comedia Comedia dramatica Comedia Romántica Comic Conferencia Episcopal de Chile Conquista de America Conversando sobre la fe Cor ad Cor Loquitur Cortometraje Crimen Cristo Cuentos Deo omnis gloria Deporte Descargable Desde la Fe Dinosaurios Diocesis de Celaya Diocesis de Matamoros Directorio Discapacidad Documental Dr. Carlos Álvarez Cozzi Drama Drama de epoca Drama romantico Drama social Ecclesia Digital Edad Media Ejercito El Observador de la actualidad El santo del dia El Santo Rosario Encuentra.com Enfermedad Enseñanza Epistolas matritensis Esclavitud Espada de dos filos Eutanasia Evangelio Evangelización en México y América Extraterrestres Familia Fantastico Fátima TV Formación Permanente Franciscanismo Franciscanos Futbol Futbol americano Futuro postapocaliptico Gatos Genio femenino Gore Gran Depresion Guerra Civil de El Salvador Guerra Civil Española Guerra Cristera Guerra de Bosnia Guerra de la Independencia Española Guerra de Secesión Guerra Fria Hebreos Historia de la OFS Historias cruzadas Historico Holocausto Homosexualismo Iglesia en Mexico II Guerra Mundial Imagenes Infancia Infantil Infocatolica InfoRIES InfoVaticana Inmigracion Intriga Juegos olimpicos La Biblia La esfera y la cruz La Oracion La Santa Misa Liturgia de las Horas Lourdes TV Magia Marionetas Marvel Comics Medicina Melodrama Mera defensa de la fe Miniserie de TV Mitologia Mitología Monstruos Musica Musical Naturaleza Navidad Nazismo Noticias Novela Nuevo Testamento O frio o caliente Obispos OFM OFS en Mexico Oraciones Padre Fabian Barrera Padre Heliodoro Mira Garcia-Gutierrez Padre Jose Antonio Fortea Cucurull Pajaros Papas Patinaje sobre hielo Pelicula de culto Peliculas Peliculas Religiosas Pintura Policiaco Politica Precuela Prehistoria Promocion Vocacional Protestantes Provida Racismo Radio Razones para nuestra esperanza Reforma o Apostasia Regnum Christi Religion Religión Remake Revolucion Francesa Revolucion Mexicana Robots Romance Rome Reports Rugby Sacerdotes Sacro y Profano San Juan de Ávila Santa Clara Santoral Satira Sectas Secuela Secuestros Semanario Serie de TV Siglo IV Siglo XII Siglo XIII Siglo XIX Siglo XV Siglo XVI Siglo XVII Siglo XVIII Siglo XX Spin-off Submarinos Superhéroes Supervivencia Surrealismo Telefilm Television Catolica Temas de historia de la Iglesia Terrorismo Thriller Thriller futurista Trabajo/Empleo Trenes Valores Vatican News Vejez Viajes en el tiempo Vida Rural Vida Rural Norteamericana Vidas de Beatos Vidas de Santos Videos Vikingos Virgen Maria Volcanes Western

La homilía preparada por Mons. Gaspar Quintana fue leída por el Vicario General, P. Alejandro Castillo Camblor. En sus palabras, el Obispo recordó que el Papa Francisco ha señalado la crisis que vive la familia. “Hay que poner a la familia dentro del plan de Dios, -leyó el P. Alejandro- vivir como seguidores del Señor dentro de la vida familiar”. Agregó que “a veces estamos más atentos a lo que pasa fuera de casa que dentro de las relaciones intrafamiliares, por eso nos preocupa la negligencia o descuido de los padres en la transmisión de la fe; porque en estos tiempos confusos hace falta una visión clara del plan de Dios”. Mencionó también que es indispensable una preparación seria para el matrimonio y la familia, e indicó que la Misión Territorial “será un momento propicio para fortalecer la opción por las familias, comenzando por las nuestras”.

Misa en el día de la reconciliación.


La misa vespertina fue presidida por el P. Alejandro Castillo, junto a los sacerdotes Franklin Gonzáles y José Luis Peñaloza. El P. Alejandro hizo un repaso de los días transcurridos desde el comienzo de la novena, y por las distintas intenciones de oración de cada día, como los bailes religiosos, las mujeres, los jóvenes, y los migrantes. “Hoy es el día en que reconocemos nuestras debilidades- dijo- y le pedimos al Señor que tenga piedad de nuestros pecados”. El padre destacó que uno de los aspectos del ministerio de Jesús era el perdón. “Debemos ver si el reino anunciado por Jesucristo nos ha ayudado a ser más humildes y menos arrogantes, confiando en la misericordia de Dios, y de sabernos amados por Él, a pesar de nuestras debilidades, porque todos estamos llamados a ser anunciadores de este reino de misericordia”. El sacerdote subrayó que “este reino crece en silencio, casi sin darnos cuenta, en nosotros, valoremos nuestra vida, nuestra experiencia de fe, por pequeña que sea, porque puede ser como el grano de mostaza, que el Señor es capaz de hacer crecer”, y concluyó que “debemos terminar esta novena con la esperanza de saber que Él hace su obra”.


Durante la tarde tuvo lugar la tradicional entrada de pueblo, momento en que los bailes religiosos que participarán de la fiesta durante el fin de semana, entran oficialmente al territorio del Santuario y se presentan ante la imagen histórica de La Candelaria. Más de setenta bailes se espera que lleguen a la fiesta.


Fuente: Comunicaciones Copiapó




La catedral de Camagüey (Cuba), también basílica menor


En vísperas de la celebración de los 500 años de la fundación de Santa María del Puerto del Príncipe, hoy Camagüey (Cuba), el próximo 2 de febrero, el Papa Francisco ha conferido el título de Basílica Menor a la Iglesia Catedral de esta arquidiócesis.


El Prefecto de la Congregación para el Culto Divino y la Disciplina de los Sacramentos, Cardenal Antonio Cañizares Llovera, delegado pontificio del Papa ha presidido, el pasado sábado, la celebración eucarística y el acto de elevación del principal templo católico de la ciudad de Camagüey.


En un comunicado, la arquidiócesis de Camagüey explica que para que un templo alcance el título basilical, debe haber sido levantado con un perfil destacado, ser foco espiritual de una comunidad, ser santuario para miles de fieles y poseer bajo sus bóvedas un tesoro espiritual y sagrado, junto al culto ininterrumpido al Señor, a la Virgen y al Santo venerado en él.


Al mismo tiempo recuerda que la denominación de basílica se relaciona con ciertos deberes, entre ellos que los oficios religiosos celebrados sean ejemplo para los demás templos de la diócesis; promover la formación bíblica y religiosa, así como el estudio de los documentos del magisterio del Sumo Pontífice.


La catedral de Camagüey tiene además la obligación de celebrar las fiestas de la Cátedra del Apóstol San Pedro (22 de febrero), de San Pedro y San Pablo (29 de junio), y el aniversario de la exaltación del Sumo Pontífice.(CM- RV)


GD Star Rating

loading…


GD Star Rating

loading…





El Papa Francisco invita a los obispos de Austria a revitalizar la familia cristina


El Papa Francisco recibió ayer a los prelados de la Conferencia Episcopal de Austria al final de su visita “ad Limina” y entregó,a los obispos el texto del discurso a ellos destinado.


En el texto, el Santo Padre habla de la simpatía de la Iglesia austriaca por el Sucesor de Pedro que se manifestó concretamente durante la visita del Papa Benedicto XVI al santuario de Mariazell en 2007, a pesar de que los años siguientes representaron una fase difícil para la Iglesia en ese país que se reflejó entre otras cosas en el descenso del número de católicos. Pero esa tendencia, escribe, “no puede encontrarnos inertes, sino alentar nuestros esfuerzos para la nueva evangelización, siempre necesaria”.


Francisco afirma que ser Iglesia “no significa gestionar, sino salir, para ser misioneros, para llevar a la gente la luz de la fe y la alegría del Evangelio. No nos olvidemos de que el impulso de nuestro compromiso de cristianos en el mundo no es la idea de la filantropía o de un humanismo vago , sino un don de Dios, que es el de la filiación divina que recibimos en el Bautismo . Y este don es a la vez una tarea. Los hijos de Dios no se esconden, aportan ,más bien, al mundo la alegría de su filiación divina .


“La Iglesia -prosigue citando el Concilio Vaticano II- comprende en su propio seno a pecadores”, es decir, la santa Iglesia siempre tiene necesidad de purificación. Y eso significa que siempre debemos estar comprometidos con nuestra purificación, en el Sacramento de la Reconciliación…. Como pastores de la Iglesia queremos ayudar a los fieles, con ternura y comprensión, a redescubrir este admirable sacramento y experimentar en este don el amor del Buen Pastor. Os pido, por lo tanto , que no os canséis de invitar a los hombres al encuentro con Cristo en el Sacramento de la Penitencia y de la Reconciliación”.


“Un área importante en nuestro trabajo de pastores -señala- es la familia, que se encuentra en el corazón de la Iglesia evangelizadora… La base sobre la cual se puede construir una vida familiar armoniosa es, sobre todo, la fidelidad matrimonial. Por desgracia , en nuestro tiempo vemos que la familia y el matrimonio en los países del mundo occidental, sufren una profunda crisis interna… La globalización y el individualismo postmoderno promueven un estilo de vida que hace que sea mucho más difícil el desarrollo y la estabilidad de los lazos entre las personas y no es favorable a la promoción de una cultura de la familia. Aquí se abre un nuevo campo misionero de la Iglesia , por ejemplo , en grupos de familias donde se crea espacio para las relaciones interpersonales y con Dios, en el que pueda crecer una auténtica comunidad que acoge a todos por igual y no se encierra en e grupos de élite. ..La preocupación de la Iglesia por la familia comienza con una buena preparación y un acompañamiento adecuado de los esposos así como con la exposición fiel y clara de la doctrina de la Iglesia sobre el matrimonio y la familia. El matrimonio como sacramento es un don de Dios y, al mismo tiempo. un compromiso”.


De la familia, el Papa pasa a la parroquia, al “gran campo que el Señor nos ha confiado para que sea fructífero con el trabajo pastoral. Los sacerdotes y párrocos deben ser cada vez más conscientes de que su tarea de gobernar es un servicio profundamente espiritual. El párroco dirige siempre la comunidad parroquial , contando con la ayuda y al mismo tiempo con la valiosa contribución de los distintos compañeros de trabajo y todos los fieles laicos… Hay muchas personas que están en búsqueda, aunque no lo admitan. Todo el mundo está llamado; cada uno es enviado. Y no está dicho que el lugar de la llamada sea solo el centro parroquial… la llamada de Dios puede llegar en cualquier lugar de la vida cotidiana”.


“Hablar de Dios -finaliza- llevar a los hombres el mensaje de amor de Dios y de la salvación en Jesucristo, para todos los hombres, es el deber de todo bautizado. Y esa tarea abarca no solo el hablar con palabras, sino todo el actuar y el hacer…. Precisamente en nuestro tiempo, cuando parece que nos convertimos en ” pequeño rebaño” estamos llamados como discípulos del Señor , a vivir como una comunidad que es la sal de la tierra y la luz del mundo”.


GD Star Rating

loading…


GD Star Rating

loading…





Papa Francisco: ¿La Comisión para la Protección de los Niños insertada en la Congregación para la Doctrina de la Fe?


Palabras del Papa Francisco a la Congregación para la Doctrina de la Fe, viernes 31 de enero de 2014:“Piensen en el bien de los niños y de los jóvenes, que en la comunidad cristiana siempre deben ser protegidos y apoyados en su crecimiento humano y espiritual. En este sentido, se estudia la posibilidad de conectar su Dicasterio con la específica Comisión para la Protección de los Niños, que he instituido y que quiero que sea un ejemplo para todos los que desean promover el bien de los niños”.


GD Star Rating

loading…


GD Star Rating

loading…





Papa Francisco: la doctrina está al servicio del Pueblo Dios


“Cuando la fe brilla en su sencillez y pureza, la vida eclesial se convierte en el lugar en el que la vida de Dios emerge con toda su fascinación y da fruto. La fe en Jesucristo, de hecho, abre nuestros corazones a Dios”. Es la exhortación del Papa Francisco a los participantes en la Plenaria de la Congregación para la Doctrina de la fe a quienes recibió este viernes en el Vaticano.


“Desde los primeros tiempos de la Iglesia existe la tentación de entender la doctrina en un sentido ideológico, o de reducirla a un conjunto de teorías abstractas y cristalizadas. En realidad, la doctrina tiene el único propósito de servir a la vida del Pueblo de Dios y garantizar un fundamento cierto a nuestra fe. Desde luego, es grande la tentación de apropiarse de los dones de la salvación que viene de Dios, para domesticarlos – tal vez incluso con buena intención- siguiendo la opinión y el espíritu del mundo”.


Dice el Papa que el cuidado de la integridad de la fe es una tarea muy delicada que sirve para salvaguardar el derecho de todo el pueblo de Dios para recibir el depósito de la fe en su pureza y en su totalidad. Un trabajo que debe compartirse con los Pastores locales y con las Comisiones Doctrinales de las Conferencias Episcopales.


“En efecto, la Iglesia es el lugar de la comunión y, en cada nivel, todos estamos llamados a cultivar y promover la comunión, cada uno bajo la responsabilidad que el Señor le ha asignado. Estoy seguro de que cuanto mayor sea la colegialidad en nuestro trabajo, más brillará ante el mundo la luz de nuestra fe”.


El Santo Padre, en esta ocasión, agradeció a la Congregación para la Doctrina de la Fe sus esfuerzos en el tratamiento de temas sensibles sobre los llamados “delitos más graves”, en particular, los casos de abuso sexual de menores por parte de clérigos.


“Piensen en el bien de los niños y de los jóvenes, que en la comunidad cristiana siempre deben ser protegidos y apoyados en su crecimiento humano y espiritual. En este sentido, se estudia la posibilidad de conectar su Dicasterio con la específica Comisión para la Protección de los Niños, que he instituido y que quiero que sea un ejemplo para todos los que desean promover el bien de los niños”.


GD Star Rating

loading…


GD Star Rating

loading…





Bienaventuranzas de la Vida Consagrada


“1) Bienaventurados quienes escuchan la llamada de Dios y descubren que son elegidos por Él, llamados por Él y se dejan guiar por su llamada.


2) Bienaventurados quienes viven con la seguridad y la certeza de que es Dios quien capacita siempre para dar una respuesta a su llamada, con compromiso de totalidad.


3) Bienaventurados los que llegan a descubrir y vivir que esa llamada tiene un contenido y una exigencia, la de que toda su vida gire en torno a Jesucristo.


4) Bienaventurados los que saben experimentar como gracia que Cristo, muerto y resucitado, es quien nos introduce en la vivencia del Reino que Él ha inaugurado.


5) Bienaventurados los que descubren y viven una vida distinta de la que se construye y se realiza con la fuerza, el poder y con las manifestaciones del mundo.


6) Bienaventurados quienes comprenden, junto al Señor, que la Vida Consagrada nos introduce en una nueva comunidad de vida, que es la Iglesia, que tiene su manifestación en vidas concretas que expresan la relación entre Cristo y la Iglesia su esposa.


7) Bienaventurados quienes son llamados a regalar el amor eterno y darlo en la manera de mirar y obrar de Cristo.


8) Bienaventurados los que saben que lo suyo viene de Dios y ello supone una dedicación total y absoluta a la gloria de Dios y al servicio de la Iglesia y para todos.”


Tomado de la carta semanal del arzobispo de Valencia, Carlos Osoro, para el 2-2-2014


GD Star Rating

loading…


GD Star Rating

loading…










apresentacionjesus“Cristo es la luz que alumbra a las naciones y la gloria de tu pueblo, Israel”. Reflexión de Mons. Ruy Rendón para el domingo 02 de febrero 2014.


o my doctor gave me a sample pack of mg Cialis tadalafil online buy new or worsening symptoms for instance mood swings, aggression, hostility, or modifications to personality or behavior grant teaff. &rdquo buy cialis online professional.

argaiv1181


“Cristo es la luz que alumbra a las naciones y la gloria de tu pueblo, Israel”.




Malaquías 3,1-4

Hebreos 2,14-18

Lucas 2,22-40




La fiesta de la Presentación de Jesús en el Templo, celebrada hoy 02 de febrero, nos hace interrumpir, en cierta forma, la secuencia de los domingos del tiempo ordinario, en los que hemos estado leyendo, este año, el evangelio según san Mateo. Ésta es una fiesta cristológica y, a la vez, mariana. En efecto, hoy celebramos cómo José y María, cuarenta días después del nacimiento del niño Jesús, llevan al pequeño al templo de Jerusalén para cumplir lo prescrito por la ley de Moisés. Jesús es el centro de la fiesta; Él es consagrado a Dios Padre, y, María su madre, cumple con el rito de la purificación, también estipulado por la ley judía. De esta fiesta ha brotado, sólidamente, la devoción a la virgen María en su advocación de Nuestra Señora de la Candelaria.


San Lucas nos narra, bellamente, el evento que conocemos como “La Presentación del niño Jesús en el templo y la Purificación de la Santísima Virgen María”, acontecimiento evocado en el cuarto misterio gozoso del santo rosario. Ahora bien, el texto del evangelio comienza resaltando la fiel observancia de José y María en el cumplimiento de una ley religiosa. Ellos cumplen porque están convencidos que obedeciendo la ley, es a Dios mismo a quien, en definitiva, se obedece.


El primer personaje que entra en escena es el anciano Simeón; hombre profundamente espiritual en el sentido estricto de la palabra ya que era alguien que se dejaba guiar por el Espíritu Santo: “varón justo y temeroso de Dios…; en él moraba el Espíritu Santo, el cual le había revelado… Movido por el Espíritu, fue al templo…”. Simeón, tomando al niño Jesús en sus brazos, bendice a Dios con un himno maravilloso en el que expresa su fe lleno de felicidad y satisfacción al contemplar al Salvador de todos los pueblos, a la luz que alumbra a las naciones, a la gloria del pueblo de Israel.


Simeón bendice a José y a María, anunciándole a ella, por una parte, la misión difícil que tendrá Jesús: “Este niño ha sido puesto para ruina y resurgimiento…, como signo de contradicción…” ; y, por otra parte, las consecuencias dolorosas que tendrá que afrontar ella en el seguimiento de su hijo: “Y a ti, una espada te atravesará el alma”.


En seguida aparece Ana, una mujer muy anciana que es descrita como piadosa y devota de las cosas de Dios: “No se apartaba del templo ni de día ni de noche, sirviendo a Dios con ayunos y oraciones”. Ella, además de darnos ejemplo de una fe profunda, práctica y sencilla, se nos muestra como una mujer orante que sabe dar testimonio del niño Jesús: “Se acercó en aquel momento, dando gracias a Dios y hablando del niño a todos los que aguardaban la liberación de Israel”.


El relato concluye con el regreso de la Sagrada Familia a Nazaret y la descripción del crecimiento y desarrollo de Jesús: “El niño iba creciendo y fortaleciéndose, se llenaba de sabiduría y la gracia de Dios estaba con él”.


Que al participar en la Misa dominical, valoremos el templo donde nos reunimos, sabiendo que el Señor Jesús, Luz que alumbra las naciones, se hace presente de muchas maneras, especialmente en su palabra y en la eucaristía. Amén.




+Ruy Rendón Leal

Obispo de Matamoros




El Pbro. Juan Andrés Basly, encargado de dicha pastoral señaló que: “Ha sido muy grato el Primer Campamento Vocacional que se realiza en nuestra Diócesis, donde 19 jóvenes participaron. Fue un grupo bastante numeroso para estos tiempos, llegaron jóvenes provenientes de distintas parroquias que durante estos días hemos vivido plenamente este Campamento, en distintas instancias: celebraciones deportivas y recreativas, temas de reflexión, Eucaristía, también tuvimos instancias donde vimos películas relacionadas con la vocación…durante las jornadas estuvimos acompañados también por los sacerdotes Ricardo González y Patricio Muñoz, quienes son parte del Equipo Vocacional”.

Agregó además que: “La idea de este Campamento se la explicamos a los jóvenes, que era sobre la misión del sacerdocio, de invitarlos a ellos a cuestionarse el tema vocacional sacerdotal… ahora, estamos preparando todo un proyecto de formación según sus edades, dado que hay jóvenes de 14 hasta los 21 años, que están en la Enseñanza Media y otros en la vida universitaria”.


“Durante estos días, contamos con la visita de nuestro Pastor, Monseñor Héctor Vargas Bastidas, donde él sostuvo una charla con los jóvenes, donde compartió el tema de la gratuidad del amor de Dios hacia nosotros y que en ese amor también se ve reflejado el ministerio sacerdotal”.


Testimonios


“Ha sido una buena instancia para aclarar sobre qué queremos hacer más adelante y ver cuál es nuestra vocación, como Dios quiere que le aportemos a la sociedad. Ha sido muy interesante el haber participado junto al Obispo y los demás párrocos”. FRANCISCO MONTECINOS, 15 años, Parroquia De La Santísima Trinidad


“Este Encuentro ha sido muy bueno, muy bien organizado con temas que llegan directo al corazón. Es una buena instancia que se ha motivado dentro de la Diócesis y ojalá que se siga haciendo y poder discernir sobre esta linda labor de la vida sacerdotal”. JAISON PINCHEIRA, Parroquia San Miguel Arcángel Nueva Imperial, 15 años


“Este Encuentro nos ha servido para aclarar un poco las cosas o ver de una forma distinta lo que yo quiero, donde me desarrollo y lo que es mejor para mí y me ha servido mucho para darme cuenta de varias cosas que me han hecho sentir bien conmigo mismo” FRANCISCO LAGOS, 19 años Parroquia Sgdo. Corazón de Jesús, Traiguén


“Me ha gustado todo lo vivido y el compartir con los demás y me han aclarado mis dudas”

JOAQUIN OBREQUE, Parroquia Cristo Rey, Angol 16 años


“Agradezco a Don Héctor, por esta instancia que él ha permitido crear, a los sacerdotes, por todo lo que nos han hecho vivir, donde pocas veces uno se encuentra con la oportunidad de poder experimentar y de aclarar sobre la vida sacerdotal. Todo ha sido muy enriquecedor, los temas, los testimonios de los seminaristas y sacerdotes que nos han entregado y bueno “a echarle para adelante no más”.

OMAR LIZAMA, Parroquia Del Sagrario


“Esta oportunidad que se nos da, es muy buena para saber y conocer sobre la vida sacerdotal. Encuentro que esto es muy bueno que se dé, para tener el tiempo de reflexionar, de pensar sobre lo que Dios quiere de uno”

SEBASTIAN VALENZUELA, Parroquia Cristo Rey, Angol 14 años


Fuente: Comunicaciones Temuco



Once cardenales y casi cien obispos en la audiencia del Papa al Camino Catecumenal




Roma (Italia) (AICA): En el aula Pablo VI del Vaticano al mediodía de mañana, sábado 1º de febrero, el papa Francisco se reunirá con 10.000 personas en la primera audiencia que concede al Camino Neocatecumenal. En la ocasión se pondrán en marcha 40 nuevas missio ad gentes y se enviará en misión a 414 familias, de las cuales 174 partirán en misión “ad gentes”.

Asistirán también 11 cardenales, más otros dos que no podrán venir pero enviaron su adhesión, y unos cien obispos de todo el mundo.

En el aula Pablo VI del Vaticano al mediodía de mañana, sábado 1º de febrero, el papa Francisco se reunirá con 10.000 personas en la primera audiencia que concede al Camino Neocatecumenal. En la ocasión se pondrán en marcha 40 nuevas missio ad gentes y se enviará en misión a 414 familias, de las cuales 174 partirán en misión “ad gentes”.

Las missio ad gentes responden a pedidos de los obispos que, preocupados por tantos alejados que no conocen a Cristo, confian en el testimonio de las familias cristianas que tienen la misión de mostrar en la perfecta unidad el misterio de la Santísima Trinidad. Para ello, el obispo erige mediante decreto (Canon 516, par 2) una missio ad gentes confiando a un presbítero y a tres o cuatro familias con numerosos hijos la misión a los gentiles. Los presbíteros reciben del obispo una missio canónica con la facultad de administrar los sacramentos, sobre todo de la iniciación cristiana para los alejados. Además, los obispos hacen también un acuerdo con los iniciadores del Camino en relación a las familias. Después de varios años, los obispos valoran de forma muy positiva la experiencia.


En la audiencia de mañana en el aula Pablo VI participarán los siguientes cardenales:


Agostino Vallini, vicario para la diócesis de Roma


Fernando Filoni, prefecto de la Congregación para la Evangelización de los Pueblos.


Antonio Cañizares Llovera, prefecto de la Congregación para el Culto Divino y la Disciplina de los Sacramentos


Stanislaw Rylko, presidente del Pontificio Consejo para los Laicos


Antonio María Rouco Varela, arzobispo de Madrid y Presidente de la Conferencia Episcopal Española


Christoph Schönborn, arzobispo de Viena


Stanislaw Dziwisz, arzobispo de Cracovia


Paolo Romeo, arzobispo de Palermo


Y los eméritos Salvatore di Giorgi, Josef Cordes y el cardenal James Stafford


Además, los cardenales George Pell (arzobispo de Sidney) y Seán O'Malley (arzobispo de Boston), que no podrán estar presentes, han enviado una carta de adhesión. Acudirán también casi 100 obispos de todo el mundo.+



renovacion de votos salesianos-01 El movimiento “Asociación de Salesianos Cooperadores” de la Arquidiócesis de Durango, presidió una celebración eucarística el día de ayer, en punto de las 5:00 hrs. en la Capilla de “San Juan Bosco” anexa a la Parroquia de San Antonio de Padua. Así lo informó Julio Vidález, Coordinador de dicho movimiento, quién explicó que: “esta celebración fue realizada con el motivo del Aniversario a San Juan Bosco, además de poder hacer la renovación de promesa ante Dios Nuestro Señor de los miembros salesianos, con la finalidad que no se olviden del compromiso que poseen ante esta comunidad”. Al término de la eucaristía, se procedió con una cena en un salón anexo al Templo.



El Obispo de Plasencia presenta la Misión Diocesana Evangelizadora


El Obispo de Plasencia, don Amadeo Rodríguez Magro, está teniendo encuentros zonales en Don Benito, Plasencia, Béjar, Trujillo, Navalmoral de la Mata y Jaraíz de la Vera con los agentes pastorales de todas las parroquias de la Diócesis.


El objetivo de estos encuentros es informar sobre la Misión Diocesana Evangelizadora, explicar las motivaciones espirituales, históricas y pastorales que han recomendado su realización y animar a la participación generalizada en este gran objetivo de la Diócesis de cara a la celebración del décimo aniversario de la Clausura del X Sínodo Diocesano.


Renovar el compromiso


Según el prelado, lo que se pretende lograr con esta importante acción es invitar a todos los católicos de la Diócesis y a sus comunidades a renovar su compromiso evangelizador, siguiendo la invitación del Papa a “salir a la calle” y dar testimonio gozoso de la fe. Porque todos los fieles de las parroquias de la Diócesis están llamados a ser misioneros, puesto que cada bautizado, por el hecho de serlo, posee esa impronta misionera y de anuncio del Evangelio. Es importante que todos tomemos conciencia de que, como cristianos, comos testigos de Cristo y estamos llamados a compartir nuestra fe.


Por su parte, el Vicario episcopal de Animación Pastoral, José Luis Hermoso, presentó detalladamente la organización y el calendario de la Misión diocesana y su realización en las parroquias rurales y urbanas. Los protagonistas de la misión serán los miembros de los Equipos Misioneros que se formarán en cada arciprestazgo con fieles voluntarios y que se prepararán con una formación integral y específica durante este primer semestre de 2014. La misión se llevará a cabo fundamentalmente a finales del 2014 y la Cuaresma y Pascua de 2015.


En estos encuentros se presenta también el material de ayuda para la oración, la reflexión y la comunicación este año previo que se ha dedicado en toda la Diócesis a profundizar en la experiencia del discipulado, como identificación con Cristo que nos lleva a la evangelización.


GD Star Rating

loading…


GD Star Rating

loading…





Material para la Oración de vísperas por la Jornada Mundial de la Vida Consagrada


Como material complementario para la Jornada Mundial de la Vida Consagrada que se celebra el 2 de febrero ofrecemos una liturgia de la alabanza vespertina en agradecimiento por el don de la vida consagrada y pidiendo nuevas vocaciones.


El material ha sido elaborado por el Secretariado General de Vocaciones de los Misioneros Claretianos. Se puede descargar de la sección de Recursos del Área de Pastoral Juvenil Vocacional en la web de CONFER, pinchando aquí.


GD Star Rating

loading…


GD Star Rating

loading…





La alegría de la entrega, por J. Leonardo, obispo de Ourense


Carta Pastoral con motivo de la Vida Consagrada

Se acerca la Jornada Mundial de la Vida consagrada y, como es costumbre, en nuestra Iglesia particular la vamos a celebrar con una solemne Eucaristía en la Catedral de San Martiño, el próximo domingo, día 2 de febrero, a las 20.00 horas, fiesta de la Presentación del Señor. ¡Os invito a todos! no solo a los que formáis parte de las instituciones de la Vida Consagrada y de las Asociaciones de Vida Apostólica, sino a los sacerdotes y a los laicos. Este encuentro litúrgico en la Iglesia Madre de la Diócesis, presidido por el Pastor de esta Iglesia particular, es un momento de acción de gracias a nuestro buen Padre Dios que por el Hijo, con la fuerza del Espíritu Santo ha derramado sobre la Iglesia el don de la vida consagrada, de manera especial, en nuestra Diócesis.

La presencia, gracias a Dios, todavía numerosa de varios monasterios de vida contemplativa y de los Institutos de Vida Consagrada, así como de los Institutos Seculares, es prueba fehaciente de la honda riqueza de esta vida.

Por otra parte, las parroquias de nuestra Diócesis y en ellas, las muchas familias cristianas, han sido generosas en vocaciones, tanto para la vida consagrada como para el ministerio sacerdotal. Desde hace años esa fecundidad vocacional se ha dejado de percibir. Este hecho nos llena de dolor y necesitamos reaccionar poniéndonos todos a

trabajar con fuerza –al menos por nuestra parte- y con la esperanza puesta en el Dueño de la mies que es quien, en definitiva, nos concede el regalo de las vocaciones.

El papa Francisco, en su primera exhortación apostólica, nos ha dejado una reflexión para iluminar nuestro camino y dirigir nuestro apostolado. Afirma: En muchos lugares escasean las vocaciones al sacerdocio y a la vida consagrada.

Frecuentemente esto se debe a la ausencia en las comunidades de un fervor apostólico contagioso, lo cual no entusiasma ni suscita atractivo. Donde hay vida, fervor, ganas de llevar a Cristo a los demás, surgen vocaciones genuinas. Aun en parroquias donde los sacerdotes son poco entregados y alegres, es la vida fraterna y fervorosa de la comunidad la que despierta el deseo de consagrarse enteramente a Dios y a la evangelización, sobre todo si esa comunidad viva ora insistentemente por las vocaciones y se atreve a proponer a sus jóvenes un camino de especial consagración (nº107).

Si reflexionamos sobre este texto nos damos cuenta de que en él se subrayan los aspectos fundamentales de lo que en varias ocasiones he denominado cultura vocacional. Si es un hecho que en muchos lugares escasean las vocaciones al

sacerdocio y a la vida consagrada, bien es cierto que esto se debe a múltiples causas, pero el papa subraya algunas que nos pueden servir:

- la ausencia de fervor apostólico en nuestras comunidades, ¡es cierto! Nos hemos quedado en una pastoral en la que, predomina lo administrativo sobre lo pastoral, así como una sacramentación sin otras formas de evangelización (nº 63). En realidad hemos caído en el acostumbramiento y perdimos el entusiasmo por vivir el Evangelio con alegría. Recordemos las primeras palabras de Francisco en su exhortación: La alegría del Evangelio llena el corazón y la vida entera de los que se encuentran con Jesús (nº 1).

Por otra parte, donde hay vida, fervor, ganas de llevar a Jesucristo a los demás, surgen vocaciones (nº 107). Es éste el otro aspecto del que habla el papa. ¡Sí!, hemos perdido en muchas ocasiones el fervor de los primeros momentos de nuestra vocación, parece que nos hemos desinflado y en nuestras charlas, clases o encuentros con los hermanos/as, también con los jóvenes, les hablamos de todo – y a veces de todos – pero no nos atrevemos a presentarles a Jesucristo, ni a llevarles a Él o invitarles a orar, reduciendo quizás nuestra actividad como si fuera servicio de un agente social y poco más. Necesitamos recuperar esa vida alegre, entregada y sacrificada -no subordinada a

nuestros tiempos libres, como diría Francisco- orante y fervorosa, de ahí brotarán las fuerzas para llevar a los hermanos a Jesucristo luz del mundo y verdad plena. No hemos recibido los dones de Dios para cultivar nuestros “perfiles personales”, sino para ser santos despojándonos de nosotros mismos al servicio de los demás en una dinámica de encarnación y comunión.

Otro elemento que no podemos olvidar es el alcance del proceso de secularización de las décadas precedentes que ha logrado reducir la fe y la Iglesia al ámbito de lo privado y de lo íntimo (nº 64), afectando esto a la vida cristiana en general y también a las formas de vida consagrada. Nos han hecho creer que diluyendo nuestra manera de estar en la sociedad seríamos más efectivos, y así quizá hayamos enclaustrado paradójicamente todavía más nuestra consagración y misión, diluyéndonos como la sal pero dejando de ser luz. No olvidemos como nos enseña Jesucristo que no se enciende una lámpara y la ponen debajo del celemín, sino sobre el candelero, para que alumbre a todos los que están en la casa. Brille así vuestra luz delante de los hombres, para que vean vuestras buenas obras y glorifiquen a vuestro Padre que está en los cielos (Mt 5,15-16)


Pero a pesar de los pesares, no es momento para las quejas y lamentaciones ¡todo lo contrario! Necesitamos abrir nuestra existencia al querer de Dios en la Iglesia. Es hora de abrir los ojos a la novedad de vida que el Señor sigue esperando de nuestra consagración. El papa Francisco también nos invita a ponernos en camino, saliendo de

la comodidad de nuestras propias convicciones. Si nos toca sufrir que sea por los dolores del parto de una nueva vida por amor a Dios, pero que no sean los dolores de la agonía. La esencia del evangelio está en la esperanza de Cristo resucitado que nos abre a la alegría de lo que va a renacer y no nos detiene en las lágrimas de lo que parece que

está muriendo.

Las verdaderas reformas en la Iglesia siempre vinieron de la mano del Evangelio, de la interioridad y de la pobreza. Ser teóricos en lo espiritual y nostálgicos en lo práctico no garantiza nuestra renovación interior ni nos dará nunca la alegría del corazón. Recuperad en vuestras comunidades e institutos la experiencia más real que ha tocado vuestro corazón: la alegría de haber sido llamados y enviados por Cristo al mundo. Volved personal y comunitariamente a la fuente del Evangelio, a la misericordia de Cristo, y abríos a la fuerza del Espíritu que renueva la mente y el corazón en el diálogo interior de la oración tranquila y sosegada y en la verdad de vuestras relaciones humanas y fraternas.

No olvidemos, por otra parte, que se nos pide que seamos una Iglesia pobre para los pobres. El ejercicio de la caridad ha sido y sigue siendo uno de los rostros más elocuentes de la vida consagrada, también en nuestra diócesis. No cejéis en vuestro empeño. Cada día ponéis rostro a esta Iglesia que se hace sierva de la humanidad sufriente y, en ella, sierva de las llagas de Jesucristo, como dice el papa Francisco. Los huérfanos y desamparados, pobres y enfermos, niños y ancianos, mujeres maltratadas, jóvenes, inmigrantes y la soledad de vuestros claustros son los testigos cotidianos de vuestra caridad. La santidad no se obtiene separándose de los demás, sino a través de un amor intenso que es vivido en el servicio a la Iglesia y a la humanidad desde la propia identidad y carisma, en comunión con el Obispo.

Los que reciben algo sin esfuerzo lo conservan sin amor, reconocía Tomás de

Aquino, cuya fiesta hemos celebrado hace unos días. Por eso en esta Jornada Mundial

de la Vida Consagrada, nuestra Iglesia en Ourense desea ardientemente que vuestra luz

alumbre a toda esta familia diocesana, y por eso da gracias a Dios por los frutos de

santidad de vuestro testimonio evangélico entre los fieles hasta el día de hoy. Pero es

también el momento en el que juntos –obispo, sacerdotes, consagrados y laicosasumamos

el camino de esta cultura vocacional que se nos impone como motor

necesario para continuar la acción misionera de la Iglesia y su revitalización entre

nuestros hermanos.

La abundancia de carismas con la que Dios bendice a esta Iglesia particular

suscita en nosotros el agradecimiento y la súplica para que en la unidad de la misión la

diversidad no sea causa de dispersión o confusión, sino de comunión, inclusión y

participación en ese proyecto del que ya me habréis oído hablar: Ourense misión. Se

trata, nada más y nada menos, de que llevemos a cabo la recomendación del apóstol

Pedro: que cada uno viva el carisma recibido, poniéndolo al servicio de los demás,

como buenos administradores de la multiforme gracia de Dios (1Pe 4,10).

Esforcémonos juntos en este camino para que podamos acoger y conservar con

amor agradecido la bendición de nuevas vocaciones en nuestras parroquias y

comunidades.

Con afecto y confianza, me confío a vuestras oraciones y os bendigo.

+ J. Leonardo. Bispo de Ourense


GD Star Rating

loading…


GD Star Rating

loading…





Monseñor Barrio presidirá en A Coruña la presentación del libro “Baltasar Pardal Vidal. Sacerdote diocesano, catequeta y fundador”


Monseñor Barrio presidirá en A Coruña la presentación del libro “Baltasar Pardal Vidal. Sacerdote diocesano, catequeta y fundador”, escrito por Carlos García Cortés


El Instituto Secular “Hijas de la Natividad de María” y “La Grande Obra de Atocha” presentarán este próximo martes, día 4 de febrero, el libro “Baltasar Pardal Vidal. Sacerdote diocesano, catequeta y fundador”, escrito por Carlos García Cortés, profesor emérito del Instituto Teológico Compostelano (ITC). En el acto intervendrán monseñor Julián Barrio, arzobispo de Santiago de Compostela; María Pulleiro Oro, directora general del I.S. Hijas de la Natividad de María y Segundo Pérez López, profesor de Teología y deán de la Catedral de Santiago. El acto tendrá lugar en A Coruña, en el Salón de Actos de “La Grande Obra de Atocha”, a partir de las 20:00 horas.


El venerable Baltasar Pardal Vidal (1886-1963) es el fundador de las Escuelas de La Grande Obra de Atocha y del Instituto Secular Hijas de la Natividad de María, nacido en Galicia y extendido a otras zonas de España y a cinco países de América. Su predilección por los pobres, su deseo de “dignificar a la mujer” y su espiritualidad eminentemente eucarística y mariana, son las señales indelebles de este “Soñador a lo divino”. En ellas está el motor de la ingente y creativa actividad humanitaria y pastoral que desarrolló a lo largo de su vida.


Carlos García Cortes, sacerdote diocesano de Santiago de Compostela, doctor en Teología y profesor emérito del Instituto Teológico Compostelano, nos acerca de forma magistral a la figura del venerable. No en vano es publicista de temas históricos, especialmente de Historia Gallega desde la Ilustración hasta ahora. Ha publicado muchos libros, veinte en los últimos años, entre los cuales firma diez biografías de personajes de la época de don Baltasar Pardal.


GD Star Rating

loading…


GD Star Rating

loading…





El sentimiento y la razón, por Santiago García Aracil, arzobispo de Mérida-Badajoz


La fuerte unidad de las distintas dimensiones de la persona que integran la naturaleza humana lleva, en muchas ocasiones, a provocar graves confusiones. De ellas derivan, a veces, incoherencias que dan lugar a errores de gran trascendencia.


Me refiero a la posible confusión entre el sentimiento y la razón. Ambos pueden ser vehículo importante para el conocimiento y la relación con el mundo que nos rodea: personas, cosas, acontecimientos, doctrinas, etc.


El sentimiento nos lleva a una sintonía o a una discrepancia casi instintiva respecto de lo que oímos, vemos o vivimos, según la repercusión agradable o desagradable que ello provoca en la persona. El sentimiento se mueve más en el campo de la afectividad, del agrado o desagrado, de la complacencia o del rechazo.


Si el sentimiento nos acerca a alguien o a algo porque se le descubre o se le percibe con simpatía, ciertamente potencia en nosotros la atención hacia esa persona, hacia esa institución, hacia esa realidad sean cuales fueren sus notas o características. Por ello, cuando el sentimiento es positivo ayuda notablemente a poner interés y constancia en profundizar por la vía del conocimiento racional. De ese modo se llega a un conocimiento más pleno, más completo. El sentimiento, la simpatía, la complacencia ayudan a la virtud de la constancia que vence a la superficialidad, a la simple intuición o al impacto que pueden producirse en nuestras relaciones con la realidad.


La razón, en cambio, lejos de quedarse en la valoración simplemente afectiva de la realidad, nos lleva o puede llevarnos a conocerla de modo coherente. A través del razonamiento sereno, partiendo del dato que nos llega, la reflexión o el discurso razonado nos permiten emitir sobre la realidad un juicio o unos interrogantes más consistentes. Su fundamento ya no es la mera impresión, ni el impacto fugaz que la realidad, las ideas o los discursos, los fenómenos o las personas, puedan producir en nosotros en un momento determinado. La razón nos lleva al convencimiento o al rechazo lógico de lo que se nos ofrece o se nos presenta en un momento determinado.


Cuando la razón y el sentimiento, cuando la inteligencia y el afecto, cuando la mente y el corazón caminan juntos en el acercamiento a la realidad, pueden llevarnos a un conocimiento profundo, cuya consecuencia será, en principio, la aceptación o el rechazo con una fuerza y consistencia que implica muy en serio nuestra vida.


No siempre se distingue claramente entre el sentimiento y la razón. Por ello se oye decir muchas veces que algo o alguien no convence. En cambio, con un somero análisis del proceso que lleva a ese juicio, se descubre que sencillamente no gusta. La inteligencia no ha jugado la parte principal en el discurso. Juicios de este corte bloquean el diálogo, porque predisponen, de forma casi plenamente condicionante y no permiten seguir un proceso lógico en la valoración e intercambio propio del diálogo.


En un diálogo regido por el sentimiento es muy difícil llegar al entendimiento entre personas o grupos sociales. En cambio, da la impresión de que esta forma de proceder en el discurso o en el diálogo constituye la falsilla de abundantes manifestaciones y actuaciones de personas y de colectivos. Este error es comprensible porque el sentimiento, el corazón, el impacto de agrado o desagrado pueden ser muy fuertes y condicionar definitivamente el pensamiento y hasta la misma vida.


Pero aunque aceptemos el ejercicio de la razón como camino para conducir nuestras relaciones personales, nuestro diálogo y nuestro comportamiento con la realidad, no por ello tenemos garantizada sin más una conclusión acertada. El problema queda planteado todavía con una exigencia no siempre fácilmente superable. En el origen de nuestro discurso está, lo percibamos o no, el concepto que se tenga de la persona, de la libertad, del progreso, de la vida, del respeto, etc.


Si aplicamos esto a la polémica en torno al aborto, por ejemplo, veremos la necesidad de aclararnos acerca de la existencia o inexistencia de la persona desde el momento de la concepción. Si hay persona el aborto siempre es un crimen, guste o no.


Si lo aplicamos a la búsqueda de libertad, veremos que está en juego el mismo concepto de lo que significa la libertad. De ahí se deducirá el objetivo y el camino que debemos plantearnos y emprender o seguir.


Con lo dicho llegamos a descubrir que no resulta fácil un diálogo eficaz en orden al establecimiento de la ética y de las leyes que deben regir la conducta personal o colectiva en la sociedad. Hay diversos conceptos, como las mismas cosas, que establecen puntos de partida muy distintos.


Este descubrimiento no ha de interrumpir, a pesar de todo, los esfuerzos por una reflexión compartida y por un diálogo paciente. No debemos ser pretenciosos exigiendo o exigiéndonos unas convergencias o acuerdos demasiado rápidos. La constancia y el respeto mutuo, así como la sincera revisión de nuestros principios, actitudes y razonamientos a la hora de pensar y de dialogar, deben constituir una ocupación permanente. Ya lo decía el poeta: “tu verdad no; la verdad. Dame tu mano y ven conmigo a buscarla”.


Es necesario concluir estas líneas con algo positivo para no quedar anclados en la indefinición. Y esa conclusión, en un cristiano, nos lleva a acercarnos a Quien es la Verdad, y a buscar día a día la forma de avanzar en su conocimiento, Él ha de ser la base de la distinción entre el puro sentimiento y el correcto uso de la razón a la vez que la referencia para acertar en el punto de partida de nuestro discurso.


Al mismo tiempo, sobre todo al dialogar con otros, debemos caer en la cuenta de que las discrepancias personales no siempre son fruto de intereses personales inconfesados que pueden condicionar la razón. Pueden ser fruto de la ignorancia o de la lejanía de las bases ciertas desde las cuales poner en juego la razón y encauzar el sentimiento.


Esta reflexión ha de llevar a los cristianos a tomar muy en serio el deber apostólico para presentar a los demás, lo más limpia y respetuosamente posible, la imagen, el rostro, el mensaje de Jesucristo. Desde Él es posible el mutuo entendimiento en el diálogo dentro de la pluralidad y del respeto mutuo. Con estos ingredientes ya son posibles la esperanza y la paz en la colaboración desde lo fundamental, y la aceptación de las legítimas diferencias, pasando por encima de los gustos o de los sentimientos que puedan condicionar a cada uno.


+ Santiago García Aracil


Arzobispo de Mérida-Badajoz


GD Star Rating

loading…


GD Star Rating

loading…





El Papa recibe a la Congregación para la Doctrina de la Fe


El Papa recibe a la Congregación para la Doctrina de la Fe y anuncia que se estudia la posibilidad de unir a ese dicasterio la comisión específica para la protección de los niños


“Promover y tutelar la doctrina sobre la fe y las costumbres en todo el orbe católico”, es la tarea que la Constitución apostólica “Pastor bonus” de Juan Pablo II, asigna a la Congregación para la Doctrina de la Fe, cuyos miembros han sido recibidos esta mañana -al final de su sesión plenaria- por el Papa Francisco.


El Santo Padre ha subrayado que desde los primeros tiempos de la Iglesia “existe la tentación de entender la doctrina en sentido ideológico o de reducirla a un conjunto de teorías abstractas y cristalizadas” cuando en realidad “la doctrina tiene como único objetivo servir a la vida del Pueblo de Dios y asegurar a la fe un fundamento cierto” porque “efectivamente, es grande la tentación de apropiarnos de los dones de la salvación que procede de Dios para domesticarlos -incluso con buena intención- a los puntos de vista y al espíritu del mundo”.


El trabajo de la Congregación para la Doctrina de la Fe debe “tener también siempre presentes las exigencias de diálogo constructivo, respetuoso y paciente con los autores. Si la verdad exige fidelidad, ésta crece siempre en la caridad y la ayuda fraternal para aquellos que están llamados a madurar o esclarecer sus convicciones.” El Papa ha observado igualmente que el método de trabajo de la congregación se distingue “por la praxis de la colegialidad y del diálogo. La Iglesia es, efectivamente, el lugar de la comunión y, en todos los niveles, cada uno de nosotros está llamado a cultivar y promover la comunión, cada uno con la responsabilidad que el Señor le ha asignado”.


Después se ha referido a la sesión plenaria que ha estado dedicada a la relación entre fe y matrimonio “Se trata -ha dicho- de una reflexión de gran relieve que se coloca en la línea de la invitación formulada por Benedicto XVI sobre la necesidad de interrogarse más a fondo acerca de la relación entre fe personal y celebración del sacramento del matrimonio, sobre todo, en un contexto cultural que ha cambiado”.


“En esta ocasión -ha finalizado- quiero agradeceros también vuestro esfuerzo por tratar las delicadas problemáticas sobre los llamados delitos más graves, en particular los casos de abuso sexual de menores por parte de clérigos. Pensad en el bien de los niños y de los jóvenes que en la comunidad cristiana deben estar siempre protegidos y sostenidos en su crecimiento humano y espiritual. En ese sentido se estudia la posibilidad de incorporar a vuestro dicasterio la Comisión específica para la protección de los niños que he instituido y que quisiera fuera ejemplar para todos los que quieren promover el bien de los niños”.


GD Star Rating

loading…


GD Star Rating

loading…






Ciudad del Vaticano (AICA): Francisco recibió esta mañana a los miembros de la Congregación para la Doctrina de la Fe, al finalizar una sesión plenaria que estuvo dedicada a la relación entre fe y matrimonio. El Papa recordó que el trabajo de la Congregación para la Doctrina de la Fe debe tener también siempre presentes las exigencias de diálogo constructivo, respetuoso y paciente con los autores. ¨Si la verdad exige fidelidad, ésta crece siempre en la caridad y la ayuda fraternal para aquellos que están llamados a madurar o esclarecer sus convicciones”, dijo.

El papa Francisco recibió esta mañana a los miembros de la Congregación para la Doctrina de Fe, al finalizar estos una sesión plenaria dedicada a la relación entre fe y matrimonio.

“Se trata –dijo el Papa- de una reflexión de gran relieve que se coloca en la línea de la invitación formulada por Benedicto XVI sobre la necesidad de interrogarse más a fondo acerca de la relación entre fe personal y celebración del sacramento del matrimonio, sobre todo en un contexto cultural que ha cambiado”.


El Santo Padre subrayó que desde los primeros tiempos de la Iglesia “existe la tentación de entender la doctrina en sentido ideológico o de reducirla a un conjunto de teorías abstractas y cristalizadas” cuando en realidad “la doctrina tiene como único objetivo servir a la vida del Pueblo de Dios y asegurar a la fe un fundamento cierto” porque “efectivamente, es grande la tentación de apropiarnos de los dones de la salvación que procede de Dios para domesticarlos -incluso con buena intención- a los puntos de vista y al espíritu del mundo”.


Dice el Papa que el cuidado de la integridad de la fe es una tarea muy delicada que sirve para salvaguardar el derecho de todo el pueblo de Dios para recibir el depósito de la fe en su pureza y en su totalidad. Un trabajo que debe compartirse con los Pastores locales y con las Comisiones Doctrinales de las Conferencias Episcopales.


“En efecto, la Iglesia es el lugar de la comunión y, en cada nivel, todos estamos llamados a cultivar y promover la comunión, cada uno bajo la responsabilidad que el Señor le ha asignado. Estoy seguro de que cuanto mayor sea la colegialidad en nuestro trabajo, más brillará ante el mundo la luz de nuestra fe”.


El trabajo de la Congregación para la Doctrina de la Fe, añadió, debe “tener también siempre presentes las exigencias de diálogo constructivo, respetuoso y paciente con los autores. Si la verdad exige fidelidad, ésta crece siempre en la caridad y la ayuda fraternal para aquellos que están llamados a madurar o esclarecer sus convicciones.”


El Papa observó igualmente que el método de trabajo de la congregación se distingue “por la praxis de la colegialidad y del diálogo. La Iglesia es, efectivamente, el lugar de la comunión y, en todos los niveles, cada uno de nosotros está llamado a cultivar y promover la comunión, cada uno con la responsabilidad que el Señor le ha asignado”.


Protección de los niños

Finalmente, el Pontífice agradeció a la congregación “el esfuerzo por tratar las delicadas problemáticas sobre los llamados delitos más graves, en particular los casos de abuso sexual de menores por parte de clérigos. Piensen en el bien de los niños y de los jóvenes que en la comunidad cristiana deben estar siempre protegidos y sostenidos en su crecimiento humano y espiritual.


“En ese sentido, indicó Francisco, se estudia la posibilidad de incorporar a su dicasterio la Comisión específica para la protección de los niños que he instituido y que quisiera fuera ejemplar para todos los que quieren promover el bien de los niños”.+



Agencia Catolica

Forma de Contacto

Nombre

Correo electrónico *

Mensaje *

Con tecnología de Blogger.
Javascript DesactivadoPor favor, active Javascript para ver todos los Widgets