Predicar con el ejemplo, antes de dictar Leyes

La coherencia genera credibilidad


Lic. José de Jesús Vázquez Hernández


santos-vs-tigres-final-futbol-mexicano-apertura-liguillaEsto lo dijo el Presidente de la República: “Bajo el sistema federativo, los funcionarios públicos no pueden disponer de las rentas sin responsabilidad. No pueden gobernar a impulsos de una voluntad caprichosa, sino con sujeción a las Leyes. No pueden improvisar fortunas ni entregarse al ocio y a la disipación, sino consagrarse asiduamente al trabajo, disponiéndose a vivir en la honrada medianía que proporciona la retribución que la Ley les señala”.

…Sí. Lo dijo muy enfáticamente el Primer Mandatario de la Nación, pero hace 150 años. Lo recalcó el Presidente Benito Juárez García, uno de los próceres que más enaltecen los libros oficiales de la Historia Patria, y que es propuesto como modelo y paradigma de sobriedad, honradez y modestia, según lo exalta con tanta frecuencia y vehemencia el propio Gobierno…


Los señuelos de la incongruencia
Cuando se trata de orientar en la familia a uno de sus miembros o de regular cualquier otra actividad de la vida social, es común referir que se predica mejor con el ejemplo que con las palabras. Y digo esto a propósito de la propuesta de la Reforma Hacendaria, pues parece que los altos funcionarios y directivos de organismos públicos descentralizados, que se gobiernan por sí mismos, no tuvieron en cuenta esta recomendación.

De acuerdo con el imaginario colectivo y la Opinión Pública, falta mucho por hacer a fin de alcanzar el propósito de legislar con justicia y equidad. Según los analistas y sus comentarios divulgados en los diferentes Medios de Comunicación, la Iniciativa de Reforma Hacendaria se aparta de estos principios, pues se le considera una medida recaudatoria que poco aportará al desarrollo del país, y que será un duro golpe a la economía del pueblo, sobre todo de la clase media.

Es contemplada como una medida para cobrar más impuestos a los mismos contribuyentes de siempre, y no para que promueva el empleo y la inversión extranjera, como lo expresan algunos empresarios. Tampoco asegura agilizar ni simplificar el pago de los impuestos conforme se requiere, ni promueve el desarrollo social “enseñando a pescar”.

En especial, muchos padres de familia han mostrado su inconformidad por la propuesta de cobrar el IVA a las colegiaturas; en fin, que estas eventuales reformas han causado mayor descontento que gozo, aun con la eliminación del IETU y del IDE, pues se hace menester alentar y no desalentar a un pueblo sufrido y empobrecido, máxime ahora con los destructivos efectos meteorológicos en una gran parte del país.


Que empiecen por la casa

Sería de esperarse que, antes de aprobar estas leyes hacendarias, se vea al menos la intención de estos altos funcionarios de predicar con el ejemplo; que comiencen por bajarse esos altos sueldos que perciben, pues no es posible que algunos de ellos ganen más que el Presidente de la República, y que, complementariamente, se analicen y aprueben otras reformas que provoquen disminuir el enorme gasto público, como serían reducir el número de Senadores, Diputados, Regidores, Magistrados, y que los organismos descentralizados no sean juez y parte en cuanto a regularse sus emolumentos.

Cabe aguardar que esa Iniciativa se modifique, y que, en efecto, se recaude más, pero no exprimiendo a los mismos causantes cautivos, sino evitando el despilfarro, regulando las percepciones de la alta burocracia y de las grandes empresas, evitando la corrupción y promoviendo la transparencia; esto es, predicando con el ejemplo y con base en la recomendación de Don Benito, quien seguramente recordaba la máxima y premisa de uno de los Consumadores de la Independencia Nacional, Vicente Guerrero Saldaña: “La Patria es primero”.


12:11
Reacciones:

Publicar un comentario

[blogger][facebook]

Agencia Catolica

Forma de Contacto

Nombre

Correo electrónico *

Mensaje *

Con tecnología de Blogger.
Javascript DesactivadoPor favor, active Javascript para ver todos los Widgets